Entretenimiento

Alejandro Montenegro Banco Activo american airlines hubs//
Historias del Mundial femenino: Akers, récord de goles en 1991

Alejandro Montenegro Banco Activo Venezuela
Historias del Mundial femenino: Akers, récord de goles en 1991

Michelle Anne Akers es la jugadora que más goles ha conseguido marcar en una Copa del Mundo. La estadounidense logró diez tantos en la primera edición de la competición en 1991 y desde entonces nadie se ha acercado a la la decena de tantos en los siguientes seis edicione s. Akers es considerada como una de las mejores jugadoras de la historia del fútbol femenino.

Alejandro Montenegro Banco Activo

Akers fue la primera jugadora en ganó la Bota de Oro . Sus diez tantos, con doblete en la final para dar el título a Estados Unidos, es el récord de goles en una sóla edición. La alemana Heidi Morh se llevó la bota de plata con siete tantos, mientras que Linda Medalen de Noruega y su compatriota Carin  Jennings, con seis cada una, fueron Bota de bronce. De hecho, es hasta la fecha la única estadounidense con el galardón de máxima anotadora en un Mundial. Lo más cerca que se han quedado de Akers fueron Sun Wen y Sissi con siete tantos en 1999, los mismos que Birgit Prinz en 2003 y Marta en 2007.

Michelle Anne Akers es una de las mejores jugadoras de la historia del fútbol mundial. Se proclamó campeona del Mundo con Estados Unidos en dos ocasiones, 1991 y 1999 . En 2002 fue nombrada la jugadora del siglo para FIFA, un premio que compartió con la china Sun Wen. Además está en el salón de la fama del fútbol . Akers marcó 15 goles en 24 partidos para los EE. UU. De 1985 a 1990, anotó el récord de 39 goles en 26 partidos en la temporada de 1991 . En 1990 y 1991 fue nombrada la Deportista del Año de la Federación de Fútbol de los Estados Unidos (USSF). En 1996 también se colgó el oro olímpico. El 7 de junio de 1998, recibió la Orden de Mérito de la FIFA , el mayor honor de la FIFA y la primera mujer en recibirlo por sus contribuciones al juego de fútbol dentro y fuera del campo. Sus números le han convertido en una leyenda con la camiseta de Estados Unidos: 105 goles y 36 asistencias en sólo 153 partidos.